2 Historias de Reflexion para Jovenes sobre la Vida

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter
y

historias de reflexion para jovenes portada

Es cierto que la juventud es sinónimo de la cima de la vida para el hombre y pues, digo esto porque es en esta etapa en la que conocemos a cientos de personas y pasamos por muchas experiencias que seguramente, ya no se repetirán cuando seamos adultos y lo cierto de todo esto es que nos harán divertirnos, llorar y hasta enojarnos.

Estas cosas puedes olvidarlas en un abrir y cerrar de ojos, pero hay otras experiencias que nos permitirán ser mejores cada día, por eso quiero compartir un par de historias de reflexion para jovenes que te cambiarán el día y te darán grandes lecciones de vida que nunca olvidarás.

historias de reflexion para jovenes montaña

Comenzaremos con estas historias de reflexion para jovenes con un día común y corriente en una universidad. Era de mañana y un profesor de sistemas, lejos de enseñar sobre hardware, decidió hablar ese día sobre cosas más profundas para que pudiera motivar a sus alumnos a tener mejores días que los ayudara a ser mejores personas.

Entonces lanzó la gran pregunta: ¿Cuántos años han vivido?. Muchos intercambiaron miradas de desconcierto pues todos pensaban en la edad que tenían. El profesor espero un par de minutos esperando a que reflexionaran y esta vez se dirigió a un alumno en específico y le repitió la pregunta, este le contestó: Pues, tengo 23 años. El profesor replico: No me refiero a cuantos años tienes de existencia, sino a cuantos años viviste.

n

Este simple razonamiento hizo pensar a muchos, entonces el alumno respondió: Si se trata de aquellos años en los que me he sentido realmente vivo, deben de haber sido de dos a cinco minutos. El aula se lleno de un silencio profundo en la que seguramente todos hicieron un repaso de toda su vida tratando de encontrar todos esos momentos.

Entonces, el maestro les replicó que mas que los años de existencia, los que valen en verdad la pena, son los años de vida. Fue así que los integrantes de la primera de estas historias de reflexion para jovenes fueron en busca de sus sueños y de aquellas cosas que les hicieran sentir vivos siempre. ¿Que estas esperando por ir en busca de esas experiencias?

historias de reflexion para jovenes sonrisa

A diario, aunque no planeemos nada, pueden ocurrir cientos de cosas que pueden cambiar nuestro rumbo en el día o tal vez, en la vida y así lo demuestra el relato que es parte de estas historias de reflexion para jovenes y que viene a continuación. No sé si todo el mundo coincide conmigo pero pienso que hay diferentes tipos de sonrisas: las sinceras, las tristes y las vacías.

Me declaro fan de esas sonrisas que son sinceras porque son capaces de iluminar el día de cualquiera y hablando de sonrisas; Claudia era una joven que se esforzaba mucho en las cosas que hacía a diario. Todo lo que hacía desde tomar el desayuno hasta ir al trabajo, era hecho con tal actitud que contagiaba a todos a su alrededor.

Un día, en la oficina en la que trabajaba, llegó como cualquier día y saludo a todos sus compañeros y encontró a un hombre sentado afuera de la oficina de su jefe, este hombre lucía triste y aunque Claudia no tenía idea de quien era ni porque estaba así, lo saludo con una agradable sonrisa y le di un abrazo sincero para empezar con sus labores.

Este hombre que acaba de perder a su familia y sus bienes, cambio la tristeza por la fortaleza y olvidó porque había ido a aquella oficina porque ahora tenía la firme convicción de que aún valía la pena vivir a pesar de las cosas por las que había pasado. Así que trabajó arduamente hasta recuperar sus riquezas y siempre recordó a su familia que habían perecido hace años.

Este hombre murió muchos años después y aunque tenía muchos familiares que acechaban su testamento por la enorme fortuna que esperaban recibir, grande fue su sorpresa cuando escucharon que el hombre había dejado su fortuna a las personas que le habían hecho feliz, entre ellos Claudia.

Es claro que una sonrisa no tiene un valor monetario, pero si puede cambiar vidas para bien, así que empieza por ti mismo; levántate cada mañana, mírate al espejo y dibuja tu sonrisa y durante el resto del día, transmite tu alegría al resto del mundo, porque quien sabe si puede cambiar una vida.

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *